Acto “Frente a la crisis, unidad de clase”.

Madrid, 18 de Mayo de 2013P1160478

Las organizaciones que hemos convocado este encuentro consideramos que la situación demanda la unidad de la izquierda frente al bloque de poder. Y hemos elegido el lema: “Frente a la crisis, unidad de clase”, porque entendemos que somos las organizaciones de izquierda, sus dirigentes y militantes, quienes tenemos la obligación de asumir ante nuestra clase la responsabilidad de avanzar en una salida a la crisis que únicamente puede conseguirse si nos marcamos como objetivo la superación de un marco político cada vez más restringido y controlado por una ínfima minoría de banqueros, grandes empresarios y especuladores.

En los últimos meses una corriente de movilizaciones ha inundado de razones democráticas nuestras calles y plazas. El Gobierno de los recortes se ha desacreditado ante los ciudadanos que buscan  una salida a la situación angustiosa que viven millones de familias; una salida, que solo puede venir de la ruptura con un orden de cosas que no puede, (no debe) prolongarse por más tiempo.

No es posible ningún acuerdo, ningún consenso con quien nos impone el sufrimiento, con quien se niega a paliar los efectos de sus políticas, con quien se niega a escuchar a una mayoría social que es sacada de la historia. No podemos secundar ningún acuerdo que no sea el de nuestra clase, el de nuestros intereses, el de nuestro futuro.

También somos conscientes de que no podemos repetir de forma mimética experiencias históricas, por muy positivas que están hayan sido, porque las circunstancias cambian; tenemos por delante el reto de acumular fuerzas de ir sumando a todos los sectores que sufren la crisis, a todos los que se movilizan contra las políticas de ajuste, a todos los que quieren superar este sistema opresor.

Por eso, ejemplos como el de Alternativa Galega de Esquerda, que ha sabido aunar las voluntades de la izquierda estatal  con la nacionalista, nos animan a proseguir en la tarea. Se trata de dar un paso más en el camino.

También en el ámbito internacional más cercano surgen iniciativas esperanzadoras: en Francia, el Front de Gauche; en Grecia, Syriza y en Túnez, el Frente Popular, son otros tantos ejemplos de cómo es posible que la izquierda se entienda y comparta los objetivos fundamentales de lucha frente al neoliberalismo rampante, el imperialismo, la derecha reaccionaria y el fascismo.

Este acto no es un punto y final, al contrario, es el inicio de un camino que debemos recorrer juntas las fuerzas y gentes dispuestas a la tarea de doblegar al sistema. Lograr la unidad requiere que todas las organizaciones que estemos dispuestas a encarar el reto hagamos cesiones secundarias para compartir el objetivo fundamental de construir una alternativa que pueda organizar la respuesta de las clases trabajadoras frente a la oleada de ataques de una minoría que amenaza nuestro futuro y el de nuestros hijos y elimina las conquistas que costaron tantos sacrificios a las generaciones que nos precedieron.

Somos mayoría los que coincidimos en la calle en el rechazo a los planes de este gobierno ilegítimo; los que en los sindicatos, en los centros de trabajo, en las universidades y centros de estudio, en las mareas ciudadanas cargadas de esperanza, gritamos: juntos podemos.

El programa, las medidas concretas que nos pueden sacar del pozo de una crisis que no hemos provocado nosotros, son comunes. Queda agruparnos, confluir organizadamente en una alternativa unitaria, en un bloque político, social y popular que sirva para avanzar hacia el futuro.

Ahora viene lo más difícil, sumar y seguir sumando, confluir, converger en bloque alternativo, organizar una respuesta para derrotar al sistema.

Haremos otros actos y encuentros, para abordar los siguientes pasos y os invitamos a participar en esta empresa emocionante.

¡¡¡Juntos, podemos!!!

¡¡¡Por la unidad, por la República!!!

¡¡¡Adelante la lucha del Pueblo Trabajador!!!

PCE-Madrid, PCE (m-l), Federación Republicanos y JER (Junta Estatal Republicana)

e mayo de 2013

Anuncios